martes, noviembre 06, 2007

Molesta a cinco días de la carrera
Hoy estoy particularmente molesta, cosa extraña en mí.
YO NO ME MOLESTO.

O sea, puedo estar de mal humor, más engreída que de costumbre, tal vez algo antipática, pero ¿molesta? Es muy raro.

Motivos no me faltan. Tuvimos algunos problemas en el trabajo con unas cosas que no salieron, y como nunca me vi en la necesidad de “cuadrar” gente. Cosa que no suelo hacer, porque siempre busco hasta el último punto de conciliación, pero cuando pierdo la paciencia: LA PIERDO DE VERDAD.

Encima se me juntaron problemas personales del mismo calibre. En conclusión: LEER CON PRECAUCION!

Halloween fue extraño, por segundo año consecutivo. La sis y yo conseguimos esos disfraces maravillosos. Salimos a la fiesta, pero luego terminamos en el Eka tomando nuestra única chela del mes. Allí fue que vimos a Renato Cisneros y recordé que debía escribir el post anterior, jeje.

Peculiar manera de celebrar mi segundo cumpleaños. Por cierto, gracias a todos los que se acordaron ;)

El jueves me lo pasé enganchada a Internet. Buscando cosas, revisando cuentas, chateando y lo más importante: comprando los pasajes para mi destino en año nuevo. Haciendo plancitos para una aventurilla que promete. Pero hubieron algunos malos entendidos al respecto. Mmmmffff.

El viernes, mi día libre, me quedé dormida y no pude empezar con la búsqueda de depa. Solo tuve parte de la tarde para hacer unas compras para mi nuevo cell y unos trámites. De pronto una llamada de la chamba, diciendo que un cronograma no se iba a poder cumplir. Grrr.

Aún así, me fui con la sis y su bicho a completar 10k al pentagonito. Lo hicimos!!!

Entonces me llamó mi tía-prima y quedamos para tomar salir. Me recogió, fuimos a su casa, y aproveché para ducharme y cambiarme. Linda velada en San Antonio con ensaladita y juguito. La nena me deja en la puerta de mi casa. Doy cinco pasos y escucho una super frenada y sonido realmente aparatoso. Salí en automático hacia la esquina. Mi tía-prima había chocado. Ella, y su auto, estaban bien; pero el otro auto terminó estrellado en un árbol. Afortunadamente, sin heridos; pero terminamos haciendo todo el trámite a las 2am. Zzzzzz….

El sábado, mañana de gym maravillosa. Clase de baile nuevamente y la novedad la puso la clase de yoga. Cool! Aproveché la tarde para dar un recorrido por los mercadillos de la ciudad. De vez en cuando, se convierte en una actividad interesante.

Tenía que comprar unos complementos para mi Malevobaby. Así conocí COMPUPLAZA, ese centro comercial que está al frente del clásico “Galerías Wilson” y que se lo llevó de encuentro. A juzgar por la fachada no daba ni medio sol por el sitio, pero terminó sorprendiéndome. Definitivamente, las apariencias engañan.

Luego me fui a caminar al mercadillo de Jesús María. Tiempo que no andaba por allá, desde mis vacaciones de junio, creo. Eso me hizo pensar en que mi radio de acción se está limitando :S

El sábado tuve que dormir temprano, ya que había entrenamiento, el último. Pero mi madre tocó la puerta y cual Eva me tentó con un pedido del Pardo’s y no me medí. Como resultado a la mañana siguiente me sentía super pesada para correr. Malazo. A pesar de todo, terminamos la carrera.

La tarde se destinó a una reuna familiar por la que tuve que cancelar varios cafecitos. La noticia detonante llegó a las 6pm: Analía se había lesionado, tenía pendiente una visita a la clínica a la mañana siguiente. Allí le dijeron que debía guardar reposo absoluto por una semana, ergo, la nena no corre el domingo. Creo que allí me entró un poco la colerita. Pensaba en ese pan que en la puerta del horno se nos quema. Ni modo, sis, correremos por ti. Mejórate pronto.

Finalmente el remate lo pusieron los problemas en la oficina que describía al inicio.

No me gusta pelearme con la gente!!!!
No me gusta perder la paciencia!!!
Me estresa!!!
Odio estresarme!!!
Y solo faltan cinco días!!!

3 comentarios:

Analía dijo...

no se moleste mi sis, linda, que yo ya lloré y pataleé por las dos.
y de verdad yo quería correr!!
pero hoy luego de ver en ecografía mi desgarro, vi que mi insistencia era insana...
igual los acompañaré y haré barra, de que voy, voy.
en fin. creo q tengo que aprender a perder.

te echo de menos!!

Analía dijo...

por cierto amore, habría q actualizar el link a mi espacio (q ya maté)
puedes poner el
http://www.reallifelog.com/ataraxiaa/
o el
http://www.fotolog.com/ataraxiaaa

besitos!

Raulín Raulón... dijo...

Yo suelo estar en el deber cuadrar gente en mi chamba, por eso también acostumbro a hacer stand ups cuando no los cuadro.

Vale decir, hoy no hay show, hoy los cuadré, hoy "me puse salsa" como dicen.

Suerte en la carrera y en estos días de calistenia. Adiós!

Más que mil palabras